El poder corrompe

Politicamente Incorrecto #10

Este pensamiento lo traigo hace años, y hace muchísimo tiempo he pensado en escribir sobre esto, desde que escribo en internet.
Al principio era observando a algunos personajes del mundo y más acá, entre casa, a empresarios como Paco Casal, por ejemplo. Pero resulta que con el correr de estos años este razonamiento mío se ha visto reforzado con los políticos también, como los actuales gobernantes.

¿A qué me refiero?
Podría resumirlo en algunas frases ya clásicas, como “El poder corrompe” o “Una vez que llegan se olvidan”.

A ver si me siguen en el razonamiento: tipos de clase trabajadora ven y se quejan de la desigualdad que vivimos, comienzan a pelear contra ese poder que nos pisotea y nos roba lo poco que ganamos a fuerza de trabajo.
La mayoría comenzamos a ver con buenos ojos a ese tipo que opina igual que nosotros, que protesta por lo mismo que nosotros, que grita a los cuatro vientos eso que nosotros tenemos atragantado, que denuncia la desigualdad. A ese tipo le tomamos cariño y lo alentamos.

eneko-corruptoMiremos a algunos de esos tipos. Fidel Castro luchaba contra el déspota dictador Batista que oprimía al pueblo. La revolución de Fidel es apoyada por los trabajadores y por casi todo el mundo, el va a echar al malo del poder. Pero luego de hacerlo se endulzó y a casi 50 años de dicha revolución Cuba sigue teniendo una dictadura que pisotea al pueblo, sólo que ahora la dictadura es de izquierda y con eso parece que logra engañar a michos.
Chavez hizo algo parecido; lucho contra un gobierno de derecha que hizo de la división de clases sociales un abismo. Pero una vez en el gobierno comenzó a hacer lo mismo, pero desde la otra vereda, desde la supuesta izquierda. Maduro es peor aún. Hablan bien, dicen muchas verdades contra el “Imperio yanki”, cosas que son reales, pero en su obrar se comportan de la misma manera. Se ponen otra camiseta y hacen lo mismo, desde otra vereda.

Nombré a Paco Casal antes y alguno se preguntará ¿por qué lo pongo en la misma bolsa que ciertos políticos?. Es que no hablo sólo de políticos, sino de gente que obtiene cierto poder, viniendo de abajo, y se cambia mal.
De origen muy humilde, fue alcanza pelotas del Estadio Centenario y un mediocre futbolista, que pasó por las divisiones formativas Defensor, luego Atlético Madrid y Racing de Santander, con fugaces pasajes por Nacional y Fénix; y Vasco Da Gama de Brasil. Fue estando lesionado en el Vasco que su amigo, Juan Ramón Carrasco, le pide que lo represente en una negociación. Poco a poco el poder de Casal fue aumentando, al punto de ser considerado “el dueño del fútbol uruguayo”. Pueden leer más en Wikipedia (http://es.wikipedia.org/wiki/Paco_Casal).
Casal veía como los “dueños” del fútbol se llevaban todo el dinero mientras los jugadores se rompían jugando. Presidentes y directivos de clubes, empresarios y representantes, todos se hacían ricos a costa de los jugadores. Casal comenzó a luchar contra eso y de a poco se convirtió en alguien poderoso que hace y deshace, que se ha vengado de esos empresarios y presidentes tomándolos como marionetas, haciendolos bailar al ritmo que el quiere. No le ha importado el fútbol uruguayo y la gente que paga, el público, no (recordemos que Uruguay quedó eliminado del mundial ’94 por Bolivia y Casal fue el causante). Solo le ha importado pisotear a otros empresarios, convirtiéndose él mismo en otro empresario que pisotea igual o peor. Claro, desde otra vereda (o no tanto).

Corrupcion 1

Y más acá en el tiempo, el mismo razonamiento me volvió a la cabeza con los actuales gobernantes del país.
José Mujica y sus amigos fueron unos jóvenes que se revelaron contra una derecha que gobernaba y oprimía a los trabajadores, que inventó “cucos” para salir a asesinar inocentes, robar y mentir.
Y claro, si unos jóvenes, admiradores de las revueltas francesas y las revoluciones rusas, salen a la calle a enfrentar a esos gobernantes malos, mucha gente los admiraba, salvarían al país.
Perdieron, fueron encarcelados, y cuando la “democracia” vuelve, la derecha sigue gobernando de la misma manera pero sin uniformes.
El discurso de la izquierda siguió siendo el de favorecer a los trabajadores, de acordarse de los oprimidos, el de hallar una igualdad en el reparto de la torta. Y eso es convincente, para los trabajadores es decirle “al fin tendrás igualdad”.
Como la derecha siguió robando, el pueblo eligió a la izquierda.
Y la izquierda ganó por segunda vez consecutiva y subieron al gobierno unos viejos, que eran aquellos jóvenes que habían luchado contra la opresión, con aquellos ideales socialistas de igualdad. Claro, habían pasado más de 40 años, el mundo no es el mismo y ellos se quedaron el tiempo.
Al principio uno les podia perdonar esa “torpeza”. Luego y hasta hoy vemos que no, que los señores subieron al poder para hacer lo mismo que aquellos contra los que luchaban. Claro, parados en la vereda de la izquierda y engañando a muchos por eso, ellos son tan corruptos como los otros; ellos se rodean de tantos o más mafiosos que los otros.
Y cuando hablo de mafiosos es porque en ciertos círculos, ciertas instancias, ellos mandan gente “pesada” para que se haga lo que dicen. SI, eso sucede hoy, en 2014 con un gobierno “popular” de izquierda. Eso lo han hecho también Blancos y Colorados (que nadie salga a decir que no), pero resulta que estos izquierdistas, tan del pueblo ellos, hacen lo mismo.

Volviendo a Casal, a Paco se le conoce mucho por ese “peso” que manda meter cuando quiere conseguir algo. Manda sus mafiosos a que amedrenten. Por ahi también podemos nombrar a los hermanos Espert; ¿quién se mete con ellos?, nadie se anima.
Y que casualidad, los Espert y Casal son amigos y apoyan a este gobierno.
Y que casualidad, Casal debía perder un juicio ante la DGI, pero no pasó nada.
Y que casualidad, la oposición se quedó callada.

Volviendo al razonamiento original, pasando por Fidel, por Chavez, por Casal o por Mujica, llegamos a aquel tipo de clase trabajadora que grita contra el opresor y pelea por hallar una igualdad; pero cuando logra llegar arriba se corrompe de la misma manera que el otro, usa los mismos medios que el otro, roba igual, se corrompe igual, mete la pesada igual.
Algo así como “Si llego al poder voy a hacerte pagar lo que me hiciste”, y lo hace. Un poco al estilo Evita, vengarse de los ricos opresores, pero resulta que se les va la mano y pisotean a ricos y pobres, a todos.

Difícil el mundo cambie y se equipare a todos igual, a menos que otro cataclismo deje todo roto, a unos pocos sobre la tierra y se vuelva a una época cavernaria, todos iguales.

corrupcion-y-mentira1

Anuncios

2 comentarios en “El poder corrompe”

  1. No puedo más que concordar con lo que aquí se dice. En lo personal, rescato algo positivo: después de ver (y soportar) a todos los partidos y, encima, a una dictadura, ya dejé atrás la ingenuidad de creer que desde el gobierno se va a cambiar algo para mejor.

    Saludos.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s